• Home
  • /Archivo por categoría 'Escapadas'
  • /Page 4

Archivo de ‘Escapadas’

Un día entre pinturas, esculturas y arquitectura en el Guggenheim Bilbao

Sábado, 07/11/2009

El sábado 7 de noviembre 33 miembros de Begisare y acompañantes participaron en la excursión que organizamos para visitar el museo Guggenheim. A pesar de que el tiempo no acompañó y de que, debido a una avería en el autobús que nos tenía que llevar a Bilbao salimos con bastante retraso, la visita guiada tanto de las exposiciones temporales y permanentes como del edificio en sí, fue muy interesante.

Comenzaron explicándonos la historia del edificio, su complicada arquitectura exterior e interior, la distribución de todo museo alrededor del atrio central y la curiosa carencia de pilares que hace que los espacios sean muy versátiles. (más…)

Excursión al museo y bodega “Dinastía Vivanco” en La Rioja

24 de Septiembre del 2009

El jueves 24 de septiembre varios miembros de Begisare y sus acompañantes pasamos un estupendo día en La Rioja. Nuestro destino era la bodega y museo “Dinastía Vivanco”, situados en Briones, un pueblecito cercano a Logroño.

Salimos prontito y recogimos a los participantes en diferentes puntos de la provincia, para facilitar así la asistencia, sobre todo a la gente que vive en pueblos no demasiado bien comunicados. Para las 10:15 ya habíamos hecho la última parada, así que nos encaminamos hacia Briones donde nos esperaban a las 12 para dar comienzo a la visita. Según nos íbamos acercando, el día fue mejorando y para cuando llegamos a nuestro destino el sol brillaba con todo su esplendor.

En el museo de “Dinastía Vivanco” nos explicaron la trayectoria de la familia en el mundo del vino, nos hablaron de la historia del vino en La Rioja, del proceso de fabricación del mismo, de los envases en los que históricamente se ha venido almacenando, de los diferentes tipos de corchos, etc.; todo ello complementado con una impresionante exposición de artículos relacionados con el vino, desde antiguas prensas hasta una colección de más de 3000 sacacorchos de todo el mundo. También desarrollamos todo el potencial de nuestra nariz en un rincón del museo en el que, a través de unas esencias de diferentes olores contenidos en los vinos, tratamos de descifrar los secretos que esconde esta bebida que a tantos gusta.

Después del museo pasamos a ver la bodega. De luz anduvimos un poco justitos, como suele pasar en todas las bodegas. Nos explicaron que el motivo es que una exposición de las barricas o las botellas a luz muy fuerte podría estropear el vino. Aún y todo, hicieron una excepción tratándose de nosotros, y subieron algo las luces para que pudiéramos arreglarnos mejor.

En “Dinastía Vivanco” se comercializan alrededor de 600.000 botellas de crianza y reserva al año, cantidad bastante insignificante si se relaciona con el tamaño de sus instalaciones. La explicación está en que no pretenden producir a destajo sino obtener la máxima calidad.

Nos mostraron las tinas en las que fermenta la uva y el proceso hasta que embotellan el vino. Después pasamos a la sala octogonal, un impresionante espacio colmado de botellas y barricas en el que el vino reposa y mejora antes de llegar a nuestras mesas. Allí nos explicaron la curiosa técnica por la cual consiguen que la temperatura sea uniforme: un jardín de césped plantado justo encima, con una gruesa capa de tierra siempre húmeda. De esa forma logran que tanto en invierno como en verano la temperatura nunca baja de los 12º ni sube de los 17º.

¡Y qué mejor forma de rematar la visita que con una cata de sus vinos! Comenzamos con un crianza, un poco áspero y con mucho sabor a madera para algunos, delicioso para otros, seguido de un reserva mucho más suave y maduro, que puso el punto final a la primera parte del día. Después de agudizar los sentidos con diferentes aromas y con sabores exquisitos no quedaba otra que dar paso a la comida, nuestros estómagos ya lo pedían a gritos.

Comimos allí mismo, en el restaurante que la bodega tiene con vistas a los viñedos. La comida, típica de la Rioja: espárragos, patatas a la riojana y chuletillas al sarmiento. Y, cómo no, todo ello regado de un buen Rioja.

Después de comer decidimos volver poco a poco, haciendo parada en Zegama para dar una vuelta por el pueblo y tomar algo. De allí para casa, unos cantando y casi bailando en el autobús, otros durmiendo con el soporcillo de la comida.

¡Un bonito día entre amigos que esperamos poder repetir pronto! 

    

    

Excursión a Hendaya y Fuenterrabía

07/05/2009

El día 7 de mayo realizamos la primera excursión de este año, cuyo itinerario detallamos a continuación. Salimos de la Plaza de Guipúzcoa en autobús a las 10:30 para seguidamente recoger al resto de participantes en Rentería e Irún.

Partimos hasta el paseo marítimo de Hendaya. Tras recorrerlo y disfrutar del mismo, aunque la climatología no fue muy buena, partimos en “txalupa” hasta Fuenterrabía donde tomamos unos vinitos, antes de de ir a comer. El almuerzo, a base de productos del mar, fue excelente y quedamos gratamente satisfechos.

A la tarde dimos un paseo a orillas del majestuoso mar Cantábrico hasta llegar a una estratégica cafetería de vistas maravillosas. Y después de los cafés de rigor nos dirigimos hacia el centro de la ciudad donde cogimos el autobús para volver a casa.

 

2009_Hendaya (4) 

  

Fin de semana en Madrid

29/09/2008 Visita a la Escuela de Perros Guía y Turismo en Madrid

Salimos el jueves 18 de septiembre por la mañana con un día espléndido. Paramos a la altura de Burgos a comer y llegamos a Segovia hacia las cuatro de la tarde; dejamos las maletas en el Hotel Infanta Isabel, muy correcto y estratégicamente situado en la Plaza Mayor, (debido a la situación del hotel no es posible acceder con el autobús por lo que nos envían una furgoneta para llevar las maletas al hotel) y nos vamos a ver el Alcázar, cuya visita guiada fue muy interesante. Una vez fuera, parte del grupo se va a ver el Acueducto y otra parte vamos a tomar algo. Cenamos en el restaurante “La Taurina” un menú típico segoviano, que nos sirvió un cochinillo exquisito. Nos tomamos un café en la Plaza Mayor y a dormir.

Un jueves completo en el que destacamos la visita al Alcázar y la cena, junto con el Hotel que teniendo en cuenta que es un viaje largo, todos lo cogimos con muchas ganas.

Viernes por la mañana, otro día espléndido que comienza con un buffet muy completo en el que como punto oscuro podríamos poner que el comedor era quizás un poco pequeño lo que dificultaba el servicio. Por lo demás, hotel y alojamiento han superado nuestras expectativas con creces. Llegamos a Boadilla a la Escuela de Perros Guía que es nuestro objetivo principal. La visita dura hora y media y la exposición es realmente buena; en principio vemos las perreras y tenemos ocasión de achuchar a los perrillos recién nacidos y tras una explicación extensa y muy interesante nos hacen una demostración del adiestramiento de un perro guía de un año, que además resulta práctica para quien se anime a lo que se apuntan Ainhoa, Arantxa y Satur.

La escuela tiene aproximadamente 150 perros. Las razas que se emplean para perros guía son el Labrador, el Golden Retriever y el Pastor Alemán; este último en minoría. ya que los dos primeros son tranquilos y adaptables a los cambios y el pastor alemán no lo es tanto. Al mes y medio de nacer, los destetan y los llevan a una familia adoptiva hasta que tienen once meses si son machos edad a la que los castran y hasta tener el segundo celo si son hembras (aunque los celos los pasan en la escuela) edad en la que las esterilizan. La función de estas familias es múltiple:

– Que el perro se acostumbre a los ruidos
– Que el perro se acostumbre a la gente
– Que el perro se acostumbre a supermercados, lugares cerrados, etc
– Que el perro se acostumbre al metro, al bus, al tren, a las escaleras mecánicas, etc.

Cuando acaba el periodo de acogida el perro entra en las perreras, donde hacen grupos de cuatro perros aunque hay comunicación entre las demás perreras. Aquí comienza el adiestramiento que dura aproximadamente seis meses y después la instrucción que consiste en limar lo que se ha aprendido en el adiestramiento.
Una vez de que un perro se adjudica a un usuario, hay quince días de convivencia para adaptarse tanto el perro al usuario como el usuario al perro, así como para aprender los cuidados, la alimentación, etc.
Cuando un perro no sirve para guía por enfermedad , excesivo carácter, etc. se le busca una familia adoptiva para lo cual hay lista de espera al igual que para conseguir un perro guía.

Después de la visita nos vamos a Boadilla a 5 minutos en autobús y directamente al restaurante “Rodado” donde comemos estupendamente. Cogemos el bus para ir a Madrid lo cual nos cuesta un ratito debido principalmente al tráfico típico de Madrid en viernes por la tarde. Llegamos al Hotel AC que está muy bien y sin tiempo para descansar nos vamos al Museo tiflológico de la ONCE de Madrid. Visita muy interesante donde vemos y tocamos esculturas, torres, maquetas, puentes, etc representativos de todo el mundo, así como el museo tiflológico propiamente dicho con antiguos utensilios relacionados con braille, el cupón, la lotería, etc. Vemos también una sala con diverso material realizado por personas invidentes. Posteriormente nos vamos a cenar al restaurante “Cañas y Tapas” y directamente al musical de La Bella y la Bestia. Muy bonito, creo que a la gente le gustó bastante aunque hacía mucho calor. Nada más salir teníamos el autobús para regresar al Hotel..

Un viernes con buen sabor de boca por la visita a la escuela y la visita al museo junto con el musical; lo peor fue que debido al trafico anduvimos un poco apurados para hacer todo el programa. El Hotel estupendo y con minibar gratuito.

Sábado por la mañana, desayunamos tranquilamente con un buffet quizás más sencillo que el de Segovia pero el sitio mucho más amplio y cómodo. A las once partimos hacia Cibeles para realizar turismo guiado desde Cibeles a Colón, es decir, por el Paseo Recoletos.

Recorrido interesante que lo realizamos con otro grupo de la ONCE de Madrid. Comemos en el restaurante “Riazor”, muy correcto y muy bien y nos vamos a recorrer Madrid Medieval y de los Austrias con otra guía. Visita muy amena y bonita que rematamos con una cena en el Gula Gula seguido de un espectáculo de dragg-queens.

En contra, que la cena era buffet pero con buena voluntad y ánimo se acercaron las ensaladas a las mesas y cenamos sin tener que apenas levantarnos. En contra también el ruido y sonido excesivo para algunos del grupo. A favor, un ambiente diferente, una cena diferente y muy rica y unos chicos sensacionales. Entre lo que se ve y lo que uno se puede imaginar… El espectáculo estaba bien hecho y las chic@s tenían su gracia. El punto final lo dio el chófer que nos esperaba a la salida. Intentamos hacer algo de parrandilla pero no lo conseguimos, no era zona de copas, pero como el tiempo era estupendo, nos dimos un paseo.

Un sábado muy turístico y muy bien aprovechado con un remate final diferente y desde luego original.

Domingo por la mañana desayuno y despedida de Madrid. Salimos a las diez, paramos hacia la una a comer y para las tres y media paramos en Vitoria y seguidamente en Beasain, Donostia, Renteria e Irun dando fin a este estupendo viaje.

     

  

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Tamaño de fuente
CONTRASTE